Archivo de la etiqueta: cotizar seguro responsabilidad civil

Que tu patrimonio no corra riesgos, contrata seguro de responsabilidad civil

En el comienzo de un desarrollo comercial es necesario que sus dueños o responsables se aseguren ya que son responsables de los daños que pueda sufrir la clientela o público asistente a dicho emprendimiento. En Assurline te recomendamos que de los riesgos no se haga cargo tu patrimonio sino que los traslades al seguro de responsabilidad civil. diseñe un plan junto con la asistencia técnica de nuestro broker para que el mapa de cobertura que contrate no deje ninguna posibilidad sin considerar y ninguna figura legal sin analizar. Aquí algunos consejos útiles y ante cualquier duda solicite el asesoramiento de nuestros especialistas.

seguro de responsabilidad civil
Seguro de Responsabilidad Civil

Solicita asesoramiento al

(011) 4858-1700

El tema en cuestión es la responsabilidad del dueño o responsable de un local comercial o de una sede social de alguna institución como un club o un colegio, frente a daños que pueda sufrir el público asistente. Conforme a las normas legales aplicables, el titular deberá afrontar cualquier hecho dañoso que provoque a alguien en el ámbito de su desarrollo comercial o social.

Y téngase en claro también que la responsabilidad no se limita solamente a clientes/socios/alumnos/docentes, sino que involucra también a proveedores, visitantes ocasionales, etc. De manera tal que los responsables que venimos enumerando, tienen dos posibilidades: asumir el riesgo con cargo a su patrimonio o trasladarlo al seguro, mediante una póliza de Responsabilidad Civil Comprensiva. En este sentido en Assurline desarrollamos productos muy bien elaborados, dando cobertura a la mayoría de los reclamos. No dudes en asesorarte con nuestros expertos.

¿Qué características posee el seguro de Responsabilidad Civil Comprensiva?

Dice el art. 1109 de nuestro Código Civil: “todo el que ejecuta un hecho, que por su culpa o negligencia ocasiona un daño a otro, está obligado a la reparación del perjuicio…”. Ese sujeto que para el derecho es el “otro”, no es ni más ni menos que el “tercero” que figura en los textos de las pólizas de Responsabilidad Civil Comprensiva. La Responsabilidad Civil Comprensiva (o General) es aquella frente a la cual una empresa debe protegerse a fin de resguardar su patrimonio, en la medida que éste pueda verse afectado por daños al “otro” o al “tercero” que pudiera ocasionar como consecuencia del desarrollo de su actividad específica.

¿A que se refiere la palabra “comprensiva”?

“Comprensiva” se refiere a que comprende todos los aspectos y variables de la actividad a asegurar. Pero claro está debe estar señalada en la póliza por esta razón será necesario solicitar una serie de coberturas adicionales a la básica porque se corre el riesgo de que al omitirse consideraciones importantes de la actividad que realiza el asegurado, éste quede desprotegido.

Para ilustrarlo con un ejemplo muy simple: si un visitante de una fábrica sufre una caída dentro del establecimiento porque el piso está resbaladizo, este hecho estará cubierto por una responsabilidad civil comprensiva básica. Pero si la póliza contratada por el dueño de la fábrica no posee el adicional de Contaminación Súbita, Imprevista y Accidental, y el visitante se ve afectado por el derrame accidental de una sustancia tóxica que empleo en mis procesos de fabricación, este hecho no estará cubierto por la Responsabilidad Civil Comprensiva Básica.

¿A qué se denomina el “tercero” afectado?

Contratada la póliza con todos sus adicionales que la tornan ideal para la actividad de que se trate, y ocurrido el siniestro, puede llegar a presentarse un inconveniente, desafortunadamente muy común: el “tercero” afectado resulta NO ser considerado un tercero a los efectos de la cobertura. Y es allí cuando surge la pregunta tan habitual de todo asegurado: Pero, y entonces, qué me cubre? Antes que nada, cabe mencionar quiénes NO son considerados terceros, bajo ningún aspecto, y que están taxativamente estipulados en las condiciones generales de cualquier póliza de responsabilidad civil:

  1. El cónyuge o conviviente en aparente matrimonio, y los parientes del asegurado hasta el tercer grado de consanguinidad o afinidad.
  2. Las personas en relación de dependencia laboral con el asegurado en tanto el evento se produzca en oportunidad o con motivo del trabajo.
  3. Contratistas y/o subcontratistas y sus dependientes

Veamos ahora qué grado de dificultad puede presentarse en algún caso:

En el caso de la exclusión del apartado (2) –personas en relación de dependencia laboral con el Asegurado-, si el hecho se produce en ocasión y con motivo del trabajo, o en el trayecto domicilio-trabajo-domicilio (in itinere), el empleado está amparado por la cobertura de la ART (Riesgos del Trabajo). Pero si, por ejemplo, el empleado de un cine concurre un sábado por la noche a ese cine como un cliente cualquiera, y sufre un daño que estuviese contemplado por la cobertura de responsabilidad civil comprensiva, en ese caso se lo considerará un “tercero” (por ej., se produce un incendio y resulta con lesiones).

La dificultad mayor para determinar la calidad o no de tercero, es el caso de los contratistas y/o subcontratistas y sus dependientes. Estos NO son considerados terceros, excepto que “se vean afectados por daños producidos por acción u omisión del Asegurado y siempre que los hechos que ocasionan dichos daños no sean de responsabilidad directa del contratista y/o subcontratista y/o que no correspondan específicamente al trabajo para el cual hayan sido contratados.” Ejemplo: un empleado de un contratista que está efectuando trabajos de pintura en mi empresa sufre un daño mientras está subido a una escalera pintando el cielo raso.

En este caso no es considerado tercero sino que deberá canalizar su reclamo y atención médica a través de su empleador (ART). Allí no actuará mi póliza de responsabilidad civil comprensiva. Pero si este mismo empleado de mi contratista asiste al mediodía al comedor de mi empresa, como invitado, para comer, y sufre una intoxicación con la comida, en este caso sí será un tercero, porque el daño no tiene relación con la actividad para la cual fue contratado. Pero, atención! Sólo estará cubierto este hecho si mi póliza posee el adicional de Suministro de Alimentos a Invitados.

Asesorece sobre todos los pormenores del seguro de Responsabilidad Civil en forma totalmente gratuita. Acercandose a nuestro local comercial de la Av. Ángel Gallardo 87 en Villa Crespo de lunes a viernes de 10hs a 13hs y de 14hs a 18hs. O llamándonos a cualquiera de nuestros teléfonos: 011-4858-1700, (011) 4857-5577 / 5959 / 6262 / 6565 / 6556 / 6622.

El seguro de RC te protege ante la mala praxis

Al contratar seguro de Responsabilidad Civil tus labores y actividades se verán protegidas al igual que tu economía. El seguro de RC te protege, entre otras cosas, de la mala praxis, porque recuerda que el Código Civil nos dice: “el que por acción u omisión cause daños a otro, interviniendo culpa o negligencia está obligado a reparar el daño causado”.

contratar seguro de Responsabilidad Civil
Cotiza seguro de Responsabilidad Civil

Estando asegurado o asegurada, la compañía aseguradora se compromete a indemnizar al asegurado de los posibles daños originados a su patrimonio como consecuencia de algún reclamo efectuado por un tercero.

Solicita asesoramiento:

(011) 4858-1700

Teniendo este seguro de responsabilidad civil nos quedamos tranquilos ya que la aseguradora es quien se encarga de indemnizar por equis daños al tercero damnificado y nuestro patrimonio o comercio no corre ningún riesgo de embargo o cosa por el estilo.

Las reclamaciones por daños y perjuicios, pueden llevar a una familia, autónomo o empresa a comprometer su patrimonio en el caso de haber causado daños cuantiosos, pudiendo incluso no ser suficiente este para pagar los gastos ocasionados.

Tipos de seguro de responsabilidad civil

La tipología de los seguros de responsabilidad civil abarca casi todos los tipos de responsabilidades que pudieran afectar a las empresas, profesionales o particulares, siendo las principales modalidades las siguientes:

 

  • Seguro de responsabilidad civil para particulares, que tiene por objeto cubrir la responsabilidad civil del asegurado y de las personas o animales que con el convivan y que pudieran ocasionar un pago de indemnizaciones, como civilmente responsable de los daños causados accidentalmente a terceros. Este tipo de seguros suele utilizarse también para cubrir al asegurado como propietario o inquilino de viviendas dedicadas a residencia del asegurado.
  • Seguro de Responsabilidad Civil de Caza y Pesca, que tiene como finalidad cubrir las responsabilidad que se pudieran ocasionar en el ejercicio de dichas actividades, ya que si bien la pesca de caña parece menos susceptible de generar perjuicios a terceros, la pesca con arpón o la caza, son actividades que en más de una ocasión han generado accidentes, incluso en algunos casos mortales.
  • Seguros de responsabilidad civil general para empresas o autónomos por los daños que estos pudieran ocasionar en el ejercicio de su actividad,  garantizando los importes de las reclamaciones como consecuencia de daños directos, materiales o personales que causen un perjuicio a un reclamante. Dentro de esta tipología el BBVA tiene un seguro específico de responsabilidad civil para Gerentes y Administradores, que permitirá a estos sentirse respaldados en tus decisiones, ya que ofrece cobertura para proteger el patrimonio personal de los gerentes frente a reclamaciones o demandas de terceros, así como las consecuencias económicas y los gastos de defensa y fianzas que se deriven del proceso de defensa. Adicionalmente se cubre la Responsabilidad Civil Corporativa.
  • Seguro de Responsabilidad Civil Profesional, que ampara al asegurado contra reclamaciones por perjuicios ocasionados por errores de índole profesional, siendo este tipo de seguros el que cubre a empresas como  gestorías, asesorías, consultorías, empresas de ingeniería, empresas de informática, abogados, etc.

 

El seguro de RC protege contra la mala praxis

El seguro de responsabilidad civil le sirve a todos los profesionales pero, sobretodo,  a aquellos que trabajan con la salud y vida de otros seres humanos. Es un tema muy sensible para aquellos que trabajan en la órbita de la salud: la mala praxis, porque puede ser fatal y terminar con las carreras de los profesionales. Esto dependerá si el especialista posee una póliza de seguro que indemnice a quienes ha perjudicado sin quererlo por omisión o acción en su ámbito laboral.

¿Cómo trabaja el seguro de R.C.?

Las indemnizaciones dispuestas serán las que correspondan luego de que se compruebe fehacientemente  que el asegurado es civilmente responsable de daños a terceros provocando: la muerte o lesiones o daños a bienes materiales de terceros.

La medicina es un ámbito en el que se suman día a día estos conflictos que originan demandas millonarias y que si no está el profesional demandado asegurado genera en su economía un quiebre por embargos y demás confiscaciones de sus bienes.

También debemos recordar que la culpabilidad del médico suele extenderse al hospital o sanatorio en el cual trabaja por lo que estos ámbitos suelen estar cubiertos con un seguro de responsabilidad civil que les hacen contratar a sus empleados.

Este seguro de responsabilidad civil posibilita que se lo contrate en forma individual o colectiva. Este último tipo de contratación es el que lleva adelante el empleador de una empresa que contrata el seguro para todos sus trabajadores, para cubrirse de posibles daños o imprevistos que pongan en jaque la credibilidad de la empresa y sus trabajadores.

Usualmente el seguro de RC posee un deducible a pagar por el asegurado en caso de siniestro pudiendo así activar la cobertura. El deducible podrá ser un monto fijo a estipular o un porcentaje extraído del valor de la la póliza contratada.

Este seguro es muy útil para el buen funcionamiento de nuestra sociedad capitalista ya que es un mecanismo que absorbe los costos para aquellas personas que hayan sido víctimas perjudicadas por contratiempos. Es un seguro muy útil y amplio ya que cubre variadas situaciones y percances de responsabilidad y cubre al asegurado en la práctica habitual de su profesión o tareas laborales.

Siempre la responsabilidad que actúe en la póliza deberá ser, previamente, declarada en una sentencia judicial. Si perjudicar, claro, cualquier transacción que haya pactado previamente la aseguradora con los damnificados.

Al contratar seguro de Responsabilidad Civil tus obligaciones laborales y civiles quedarán protegidas de inmediato. Acércate a nuestro local comercial de la Av. Ángel Gallardo 87 en Villa Crespo de lunes a viernes de 10hs a 13hs y de 14hs a 18hs. Nuestros teléfonos: 011-4858-1700, (011) 4857-5577 / 5959 / 6262 / 6565 / 6556 / 6622.

El seguro de responsabilidad civil es de vital importancia si sos profesional

Contrata seguro Responsabilidad Civil y delega funciones y tareas así como inmuebles sin correr riesgos. La compañía de seguro será quien te indemnizará si tu patrimonio se encuentra en riesgo como consecuencia de reclamos que efectúen terceros.

Solicita asesoramiento sobre

seguro Responsabilidad Civil:

(011) 4858-1700

Este tipo de seguro es de vital importancia en múltiples situaciones, porque los daños que podrían afectarte pueden ser impagables y llevarte a la ruina. Por esta razón existen pólizas que son obligatorias como las de los profesionales o las de motos y autos.

Objetivo central de la cobertura:

Solventar y cubrir el pago de indemnizaciones por daños materiales, corporales o patrimoniales como consecuencia de nuestros actos, omisiones o de quienes dependen de nosotros (empleados, hijos, animales domésticos, etc.).

Existen varios tipos de actividades que pueden llevar una póliza específica por eso recomendamos conectarse con nuestros asesores para elaborar una póliza a la medida de las necesidades de cada asegurado.

A través de este seguro de Responsabilidad Civil la aseguradora toma a su cargo la defensa del asegurado y en caso de llegar a un acuerdo o ante el dictado de la sentencia será quien abone la indemnización correspondiente (hasta el límite asegurado) deduciendo las franquicias que correspondan.

El seguro de Responsabilidad Civil protege el patrimonio del asegurado

Este seguro de Responsabilidad Civil está pensado para profesionales o empresas que tengan como empleados a abogados, médicos, dentistas, jueces y también está pensado para quienes poseen o administran distintas actividades comerciales o empresariales.

Todos los trabajadores están expuestos, inevitablemente a cometer errores, omisiones o actos deshonestos que lleve a terceros a formular reclamaciones o demandas por daños sufridos, y hay que cubrirse.

Actividades comerciales

  • Club deportivo y social
  • Salón de fiestas
  • Bar – Restaurante
  • Comercios en general
  • Carteles / marquesinas

 

Actividades profesionales

  • Psicóloga/o
  • Médica/o clínico/a
  • Cirugía general
  • Medica/o obstetra
  • Abogado (Civil, Laboral y Familiar)
  • Arquitecta/o

Por ejemplo en el caso de un profesional de la medicina, si esta asegurado el seguro es el encargado de proteger su patrimonio ante una demanda . Previamente se deben analizar los hechos que originaron la demanda de una mala praxis para poder determinar la culpa o no del hecho demandado.

Se debe analizar en el caso de una mala praxis:

  • El incumplimiento de sus tareas del profesional y/o institución
  • Factores que generaron se impute a dicho profesional y/o institución
  • Analizar la existencia del daño sufrido al paciente
  • Debe existir relación de causalidad entre el daño sufrido por el paciente y el incumplimiento del profesional de la salud (médico) y/o institución

Si alguno de estos factores no llegaran a ser efectivamente demostrados no existiría una Responsabilidad Civil ni del profesional ni la Institución.

Contratá seguro Responsabilidad Civil en tu computadora o acercate a nuestro local comercial de la Av. Ángel Gallardo 87 en Villa Crespo de lunes a viernes de 10hs a 13hs y de 14hs a 18hs. Nuestros teléfonos: 011-4858-1700, (011) 4857-5577 / 5959 / 6262 / 6565 / 6556 / 6622.

Contrata seguros de responsabilidad civil y garantizate la tranquilidad de invertir

Cuando invertimos en un negocio el entusiasmo por evolucionar y crecer no nos deja observar que un pequeño error de gente que trabaja para nosotros puede generarnos la bancarrota. El seguro de Responsabilidad Civil te protege de los reclamos de terceros. Aquí algunos detalles.

Resumidamente, somos responsables por daños que provoquemos a personas o cosas consecuencia de nuestros actos, omisiones o de quienes dependen de nosotros (empleados, hijos, animales domésticos).

Al completar el formulario buscando más información sobre el seguro de Responsabilidad Civil aclara bien el tipo de actividad profesional o tareas laborales ejerces para poder brindarte una asesoría ajustada a vos:

Tipos de pólizas según actividades

RC PROFESIONAL (médicos, abogados, arquitectos, técnicos)

RC PRODUCTOS (fabricas de alimentos, maquinaria)

RC DEMOLICION

RC CONSTRUCCION / REFACCIONES

RC CARTELES / TOLDOS MARQUESINAS

RC LINDEROS POR INCENDIO

RC COMPRENSIVA GENERAL

RC COLEGIOS / INSTITUCIONES

RC GARAGES

RC SUMINISTRO DE ALIMENTOS

RC EMPRESAS TURISTICAS

RC ASCENSORES – MONTACARGAS – MONTA AUTOS

RC COLONIAS DE VACACIONES

RC CLUBES DEPORTIVOS Y SOCIALES

RC EVENTOS

RC EMPRESA DE MANTENIMIENTOS DE ASCENSORES

RC EMBARCACIONES

RC USO DE MAQUINARIAS

RC VEHICULOS

RC CALDERAS Y AFINES

RC TINTORERIAS

RC CONSTRUCCION

RC REFACCIONES

RC DEMOLICION

Los reclamos por daños y perjuicios derivados de la construcción / refacción o demolición hacia terceros: 

  • derrumbe de linderos
  • filtraciones a linderos
  • carga y descarga
  • zanjeo
  • rotura de cañerías
  • caída de objetos
  • carteles
  • obra iniciada
  • RC cruzada
  • cláusulas de no repetición
  • descargas eléctricas
  • derrumbe del edificio de construcción / refacción

Brevemente podemos indicar que nuestro código civil determina que somos responsables “objetivamente” por los daños y perjuicios que provoquemos a terceros por actos u omisiones propias y de nuestros dependientes (hijos, empleados, animales).

También los producidos por nuestros bienes (autos, maquinas, piletas, calderas, ascensores, productos elaborados, etc).

No debemos olvidar aquellas responsabilidades derivadas de nuestra profesión (praxis médica, de abogados, ingenieros, directivos, eventos).

La justicia Argentina es lenta pero la tendencia a la litigiosidad, justificada o no, ha ido en aumento. Hoy todo se reclama y a veces por cifras exageradas.

Tanto a un particular como a una empresa el daño económico puede generarle serias dificultades, los costos de defensa también.

A través de un seguro de responsabilidad civil la aseguradora tomada a su cargo, nuestra defensa civil y en caso llegar a un acuerdo o ante el dictado de la sentencia abonara la indemnización correspondiente (hasta el limite asegurado) deduciendo las franquicias que correspondan.

Cotiza tu seguro de Responsabilidad Civil en tu computadora o acercate a nuestro local comercial de la Av. Ángel Gallardo 87 en Villa Crespo de lunes a viernes de 10hs a 13hs y de 14hs a 18hs. Nuestros teléfonos: 011-4858-1700, (011) 4857-5577 / 5959 / 6262 / 6565 / 6556 / 6622.

Contrata seguro de responsabilidad civil, aquí te contamos que cosas debes tener en cuenta y conocer

En Asegurardirecto te contamos porque es importante contratar seguro de responsabilidad civil. Qué cosas debes tener en cuenta y conocer.

1. Qué objetivo cumple el seguro de responsabilidad civil.

El seguro de responsabilidad civil tiene por objeto cubrir daños inferidos a terceros, siempre que los daños se originen con culpa o negligencia del asegurado. La póliza garantiza la cobertura de dos hechos distintos:

a. Indemnizaciones por las que el asegurado resulte civilmente responsable en caso de:

–          la muerte o lesiones causadas a terceros;

–          los daños materiales a bienes pertenecientes a terceros, y;

b. Gastos de defensa del asegurado, incluso por reclamaciones infundadas, así como honorarios y gastos de toda clase, de cargo del asegurado civilmente responsable.

Cabe señalar que si la compañía nombra el abogado para una eventual defensa jurídica, no se indemnizará al asegurado dicho costo.

Se debe tomar en cuenta que respecto de terceros afectados por el actuar culpable del asegurado, no habrá indemnización cuando los daños recaigan en:

–  El cónyuge del asegurado, sus ascendientes, descendientes y parientes por consanguinidad o afinidad hasta el segundo grado inclusive;

–          Socios, apoderados, representantes, trabajadores o personas que dependan del asegurado, mientras actúen en el ámbito de dicha relación, y;

–          Toda persona respecto de las cuales el asegurado sea civil o legalmente responsable, respecto de las actuaciones que realicen al servicio del mismo.

a

2. Modalidades del seguro de responsabilidad civil.

El seguro de responsabilidad civil puede ser individual o contratado en forma colectiva. Este último caso se da con facilidad en las empresas, donde el empleador contrata un seguro colectivo para sus trabajadores, en caso de daños con culpa o negligencia.

Su contratación es completamente voluntaria, siendo el seguro automotriz (SOAP) la única póliza obligatoria al respecto.

El seguro de responsabilidad civil normalmente cuenta con un deducible a pagar en caso de siniestro, esto es, un monto a cargo del asegurado para activar la cobertura. De producirse siniestros reiterativos respecto de un mismo seguro contratado, probablemente tendrá lugar un aumento progresivo de la prima por el aumento del riesgo sufrido, o incluso del mismo deducible a cargo del asegurado.

3. Exclusiones habituales.

Las exclusiones quedan entregadas a la redacción de cada póliza elaborada por las compañías de seguro, por lo que no existen exclusiones absolutas. En todo caso, la costumbre nos dice que por lo general se excluye lo siguiente:

–          Todo daño provocado por el asegurado originado por un comportamiento doloso, es decir, cuando media la intención de producirlo;

–          Daños provocados por asegurados actuando bajo la influencia de tóxicos, drogas o alcohol;

–          Cualquier tipo de obligación fiscal, ya sean multas u otro tipo de sanciones;

–          Daños que sean provocados fuera del territorio nacional;

–          Se excluye además la responsabilidad civil contractual, esto es, la exclusión de todo perjuicio provocado a otra parte, emanado de un incumplimiento originado en un contrato.

4. Tipos de seguros de responsabilidad civil.

Existe una gran variedad de pólizas de responsabilidad civil.

A modo referencial, se señalan algunas:

–          Responsabilidad civil profesionales:

  • Médicos y otras profesiones relacionadas
  • Arquitectos
  • Ingenieros
  • Contadores
  • Abogados

–          Especial atención merece el seguro de responsabilidad civil para directores y ejecutivos de empresa (llamado D&O en países angloparlantes), destinado a cubrir perjuicios que provoquen dichos cargos por toda gestión negligente;

–          Responsabilidad civil derivada de la protección de datos personales o corporativos;

–          Por propietario y/o conductor de vehículos terrestres;

–          Responsabilidad civil para empresas por sector:

  • Entidades financieras
  • Prestadores de servicio de certificación de firma electrónica
  • Operador de terminal marítimo
  • Liquidadores de siniestros

–          Responsabilidad civil por casos de contaminación o polución;

–          Responsabilidad civil patronal por accidentes sufridos por trabajadores;

–           responsabilidad civil por cargos específicos:

  • Funcionarios públicos
  • Asesores previsionales
  • Administradores de copropiedades
  • Agente de carga internacional

5. Consideraciones finales.

El seguro de responsabilidad puede ser de gran utilidad en nuestra sociedad si lo observamos como un mecanismo de absorción de costos para víctimas afectadas por daños. Esta misma lógica se condice con la contratación del seguro automotriz obligatorio. En todo caso, la ventaja comparativa del seguro de responsabilidad civil consiste en abarcar variadas situaciones de responsabilidad, sobre todo cubriendo a asegurados en el ejercicio habitual de su profesión. En muchas ocasiones, para el ejercicio de una actividad dada, se exige la contratación de pólizas de responsabilidad civil (ejemplo: corretaje de seguros).

De cualquier forma, recuerde que la responsabilidad que accione la póliza, deberá ser declarada por sentencia judicial dictada en un proceso en que se condene al asegurado al pago de indemnización. Esto claro, sin perjuicio de cualquier transacción que pueda convenir la compañía de seguros con el o los afectados.

Por último, tenga en consideración que la póliza de responsabilidad civil no cubre eventos que sucedan por caso fortuito o fuerza mayor, salvo que haya intermediado negligencia del asegurado.

Contratar seguro responsabilidad civil te conviene acercate a nuestro local comercial de la Av. Ángel Gallardo 87 en Villa Crespo de lunes a viernes de 10hs a 13hs y de 14hs a 18hs. Nuestros teléfonos: 011-4858-1700, (011) 4857-5577 / 5959 / 6262 / 6565 / 6556 / 6622.

Al cotizar el seguro de Responsabilidad Civil tu patrimonio se pone a resguardo

Al cotizar seguro Responsabilidad Civil en el cotizador de Assurline te aseguras una respuesta inmediata a todas tus dudas.

Si posees un emprendimiento y tenes empleados a tu cargo o sos profesional ¿ya cotizaste el seguro de Responsabilidad Civil? porque  sos civilmente responsable de lo que estos generen a terceros por lo que el asegurado queda obligado a indemnizar a estos por daños y perjuicios.

Si no posees un seguro de estas características corres el riesgo que un juicio te haga perder tu emprendimiento. Los daños sufridos a terceros deben ser reparados y el seguro de responsabilidad civil tiene como objeto enfrentar estos daños personales o materiales y sus consecuencias que involuntariamente el asegurado o sus dependientes pudieran ejercer en el marco de las tareas profesionales o de trabajo.

La póliza de este seguro es el documento en el que se precisará las condiciones contractuales entre asegurar y asegurado, recogiendo los derechos y deberes de las partes. La Responsabilidad Civil puede contratarse de manera individual o colectiva.

Al cotizar seguro Responsabilidad Civil cumplís con tu deber de compromiso civil ante la sociedad. Consultanos a través de nuestra página online o acercate a nuestro local comercial de la Av. Ángel Gallardo 87 de lunes a viernes de 10 a 13 y de 14 a 18. Nuestro teléono es el 011 4858-1700.

Cotizar Seguro de Responsabilidad Civil te alivia de inconvenientes futuros a raíz de la actividad que realices

Al cotizar seguro Responsabilidad Civil tendrás al instante, según la actividad que desarrolles, la póliza específica a tus responsabilidades. Tendrás así los costos y la cobertura que te corresponderá de acuerdo a tus necesidades.

a

La aseguradora cubre los reclamos de terceros o sus derecho habientes por daños y perjuicios en razón de la responsabilidad civil que surja en los artículos 1109 al 1136 del Código Civil; hechos que deben estar amparados y especificados en la póliza.

Resumidamente, somos responsables por daños que provoquemos a personas o cosas consecuencia de nuestros actos, omisiones o de quienes dependen de nosotros (empleados, hijos, animales domésticos).

Los daños derivados de las construcciones, refacciones, demoliciones también son amparadas. A través de un seguro de responsabilidad civil la aseguradora toma a su cargo, nuestra defensa civil y en caso llegar a un acuerdo o ante el dictado de la sentencia abonara la indemnización correspondiente (hasta el limite asegurado) deduciendo las franquicias que correspondan.

Entrá a nuestra página Web de Assurline y al cotizar seguro Responsabilidad Civil podrás tener un aproximado de los costos y coberturas que necesitas de acuerdo a tus responsabilidades y/o actividades. También podés llamarnos al (011) 4858-1700 de lunes a viernes de 9hs a 13hs y de 14hs a 18hs.